Exceso de proteínas


exceso-de-proteinas-nutricion

Hoy en día está muy de moda el consumo indiscriminado de proteínas, ya sea en suplementos o con la alimentación.

Existe una falsa creencia de que “cuanto más proteína se consume, más aumenta la masa muscular”.

El músculo aumenta cuando estamos bien alimentados y realizamos el ejercicio correcto, no por consumir “mucha proteína”.

Lo que sucede cuando uno se excede en este macronutriente es que una parte se acumula como grasa, y la otra se elimina por riñón, lo cual puede producir sobrecarga y generar cálculos renales, o en el peor de los casos, insuficiencia renal.

Según los nefrólogos, los pacientes en diálisis, en su mayoría, son personas que se excedieron con proteínas durante mucho tiempo.

Esto no quiere decir que les pueda suceder a todos, pero uno no sabe cual es la capacidad de filtración, ni el estado de su riñón, por lo tanto lo mejor es cuidarlo y no excedernos.

Otra consecuencia del exceso de proteínas es el desgaste óseo. La proteína tiene pH ácido, entonces el cuerpo lo que hace es “sacar” el calcio de los huesos para contrarrestar esa acidez, y a la larga puede generar osteoporosis. Esto en cantidades normales no sucede.

En la actualidad existen infinitas recetas de budines o muffins con polvos proteicos, se realizan sorteos de suplementos en las redes sociales y se recomiendan mucho en los gimnasios.

Hay personas que si necesitan consumirlos, por ejemplo los deportistas de alto rendimiento ya que no llegan a cubrir el requerimiento proteico con las comidas, pero una persona que va al gimnasio diariamente a hacer una rutina normal o una clase, no lo necesita, porque con la alimentación se cubre perfectamente.

Debemos tener mucho cuidado con este tipo de modas ya que a la larga pueden generarnos daños severos e irreversibles.

 

Licenciada en Nutrición

María Agustina Murcho

M.N. 7888 / M.P. 3196